PREGUNTA – QUE SIGNIFICA EZEQUIEL 37

PREGUNTA – QUE SIGNIFICA EZEQUIEL 37

Estimado Rodrigo Cárdenas (Chi). Con respecto a su pregunta nos permitimos comentarle los siguiente:

En los versos 1 y 2 Ezequiel es llevado por “un espíritu” (el espíritu de Elohim tal vez, o un ángel), en visión, a una vega, o valle, lleno de huesos secos. En los versos 3 al 6 Yahwéh le dice a Ezequiel que le profetice a los hueso secos. En los versos del 6 al 12 se desarrolla el drama de la resurrección de aquellos cuerpos muertos. Veamos:

Ezequiel 37 – Biblia Versión Israelita Nazarena 2011 – El valle de los huesos secos 1. La mano de Yahweh vino sobre mí; me llevó fuera por el espíritu de Yahweh y me puso en medio de un valle que estaba lleno de huesos. 2. Me hizo pasar junto y alrededor de ellos, y vi que eran muchísimos sobre la superficie del valle. Y noté que estaban muy secos. 3. Entonces me preguntó: “Hijo de hombre, ¿vivirán estos huesos?” Y respondí: “Oh Adonay Yahweh, tú lo sabes”. 4. Entonces me dijo: “Profetiza a estos huesos y diles: ‘Huesos secos, oigan la palabra de Yahweh. 5. Así ha dicho Adonay Yahweh a estos huesos: Yo hago entrar espíritu en ustedes, y vivirán.

6. Pondré tendones sobre ustedes, haré subir carne sobre ustedes, los cubriré de piel y pondré espíritu en ustedes; y vivirán. Y sabrán que yo soy Yahweh’. “ 7. Así que profeticé como se me ordenó; y mientras yo profetizaba, hubo un ruido. Y ocurrió un temblor, y los huesos se juntaron, cada hueso con su hueso. 8. Miré, y vi que subían sobre ellos tendones y carne, y la piel se extendió encima de ellos. Pero no había espíritu en ellos. 9. Entonces me dijo: “Profetízale al aliento. Profetiza, oh hijo de hombre, y dile al aliento que así ha dicho Adonay Yahweh: “Oh aliento, ven desde los cuatro vientos y sopla sobre estos muertos, para que vivan”. 10. Profeticé como me había mandado, y el aliento entró en ellos, y cobraron vida. Y se pusieron de pie: ¡un ejército grande en extremo! 11. Luego me dijo: “Hijo de hombre, estos huesos son toda la Casa de Yisrael. Ellos dicen: ‘Nuestros huesos se han secado. Se ha perdido nuestra esperanza. Somos del todo destruidos’. 12. Por tanto, profetiza y diles que así ha dicho Adonay Yahweh: “Mira, pueblo mío, yo abriré los sepulcros de ustedes. Los haré subir de sus sepulcros y los traeré a la tierra de Yisrael.

Y en desde el verso 12 Yahweh mismo interpreta la visión y le da su significad a Ezequiel. Veamos:

12. Por tanto, profetiza y diles que así ha dicho Adonay Yahweh: “Mira, pueblo mío, yo abriré los sepulcros de ustedes. Los haré subir de sus sepulcros y los traeré a la tierra de Yisrael. 13. Y sabrán que soy Yahweh, cuando yo abra sus sepulcros y los haga subir de sus sepulcros, oh pueblo mío. 14. Pondré mi aliento en ustedes, y vivirán. Los colocaré en su propia tierra, y sabrán que yo, Yahweh, lo dije y lo hice”, dice Yahweh.

Muchos predicadores de las denominaciones leen este pasaje y lo aplican a la resurrección de los muertos en el Mesías al final de los tiempos. Pero no fue así como Yahweh mismo la interpretó. En los versos 12 al 14 Yahweh dice que él sacaría a su pueblo de sus tumbas y lo llevaría a la tierra de Israel.

¿Se refiere a tumbas literales de donde levantaría a los muertos de su pueblo? En este caso sabemos que no es así en base al siguiente segmento, el de las dos varas, y su interpretación que Yahweh mismo da. Le referimos a una lectura del pasaje.

Del verso 15 al 20 Yahweh ordena a Ezequiel tomar dos varas en la mano, una con el nombre de Judáh (y sus israelitas aliados, los levitas y binyaminitas), y otra con el nombre de José (que representa a Efráyim, toda la Casa de Israel, sin Judáh). Y en el verso 19 Yahweh promete que la restauración de su pueblo no sería en dos naciones, como antes, sino en una sola nación unida (como es en el día de hoy).

En el verso 21 Yahweh da finalmente la interpretación de la visión de los huesos secos y de las dos varas que se fusionan, diciendo:

« Ezeq 37: 21 “ He aquí que voy a retirar a los hijos de Israel de entre las naciones a donde emigraron [esas son sus tumbas], y los congregaré de todo alrededor, y los conduciré a su suelo.”

En los siguientes versículos Yahweh promete el reinado de David restaurado y un Templo restaurado en medio de su pueblo, Templo del que habla en abundancia en el capítulo 40 y siguientes.

Veamos ahora cómo la visión de los huesos secos implica que la restauración de Israel no se haría en un momento sino en tres etapas. Volvemos al capítulo 37:

Verso 7: Ezequiel profetiza sobre los huesos secos, y se oye un ruido, y un estrépito, según se juntaban los huesos unos con otros.

Esta es la primera etapa, cuando Inglaterra declara a Palestina ( Nombre heredado del imperio romano para aquella provincia romana) el hogar de los judíos expatriados y empiezan a fluir judíos por millares de millares desde todas las naciones donde estaban. Esta es la etapa de reunión inicial.

Verso 8: “Miré y he aquí que los cubrían tendones, y crecía la carne, y extendía se sobre ellos la piel , por encima, pero carecían de espíritu..”

O sea, que ya no eran esqueletos, ahora eran cuerpos completos con todos sus órganos, pero sin espíritu. Un cuerpo sin espíritu ¿Qué es? Un cadáver. El Rabino Yahshua dijo con referencia a su venida:

« Mateo 24:28 “Donde esté el cadáver, allí se juntarán las águilas.” »

Obviamente se estaba refiriendo a Israel, que se encuentra ahora mismo en la segunda etapa, la etapa de cadáver. Es un pueblo, está ahí, pero no tiene aún el espíritu de Yahwéh.

Versos 9 y 10. “y penetró en ellos el espíritu y se reanimaron, y púso se en pie un ejército grandísimo,”

Ezequiel profetiza al espíritu ordenándole venir de los cuatro vientos y soplar sobre los cadáveres, (v.10).

Entonces Yahweh mismo interpreta:

“Hijo de hombre, estos huesos son toda la casa de Israel. He aquí que dicen: Nuestro huesos están secos, se ha desvanecido nuestra esperanza.”

Esta declaración indica que el Israel del que se habla aquí es un pueblo constituido de gente viva, no se trata de muertos literales, se trata del pueblo de Israel que estaba en cautiverio en Babilonia y otras naciones. Y esta es la tercera etapa, todavía futura, cuando el Eterno Todopoderoso infunda su espíritu en el pueblo de Israel y lo reviva como en tiempos de antaño, y lo afirme, unificado bajo el gobierno del Rey Mashíaj, el hijo de David.

Algunos dicen que Israel no ha sido restaurado todavía según las profecías. Pero es que no han comprendido el mensaje de este capítulo. Es verdad que Israel no ha sido restaurado en toda su plenitud, pero ha sido restaurado en su primera etapa, la etapa física y material. Sólo falta su restauración espiritual bajo el gobierno del Mashíaj judío.

Pero antes de que se pueda cumplir todo ese drama de restauración total, tiene que darse la destrucción de los enemigos de Israel. Esto se encuentra en los capítulos 38 y 39.

Con mucho gusto, para servirle.

========================================================

Respuesta basada  en Articulo resumido y editado de: A. G., Aguada, Puerto Rico

========================================================

ASAMBLEA ISRAELITA NAZARENA

www regresandoalasraices org

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s